Ficolsa Asesores

Recuperar el espacio perdido en tu disco duro

Probablemente, alguna vez te has formulado esta pregunta al descubrir que ya casi no te queda espacio libre en tu disco duro. Te damos respuesta.

Aprende a usar aplicaciones que te permitan localizar archivos duplicados en tu equipo. Algunas de estas herramientas están especializadas en archivos gráficos o de música.

Esto ocurre, casi sin darte cuenta, con el uso diario de tu ordenador. Descargas fotos desde tu cámara y, en lugar de moverlas de una carpeta a otra, las copias creando duplicados. También puede suceder que programas, como iTunes, creen sus propios duplicados de tus canciones o, por qué no, que el propio sistema operativo ocupe demasiado espacio almacenando archivos temporales y actualizaciones que, realmente, no son necesarias. Si de tanto en tanto no llevas a cabo tareas de mantenimiento y optimización de tus archivos, estos acabarán por devorar todo el espacio de almacenamiento de tu disco duro.

 

1-. Antes de empezar descubre ¿Qué ocupa tu disco duro?

 La mejor manera de tomar conciencia de lo grande que realmente es un archivo es verlo representado en un gráfico proporcional. El explorador de archivos de Windows no ofrece una vista gráfica de cuáles son los archivos que más espacio ocupan en tu ordenador. Pero, por suerte, otros programas como WinDirStat sí lo hacen.

WinDirStat en tu idioma. Detectar qué archivo o carpeta ocupa más espacio en tu disco duro no es una tarea sencilla con el explorador de archivo de Windows. Aunque este explorador te muestra el tamaño de archivos y carpetas, resulta complicado crearse una imagen visual de qué archivos son los que ocupan más espacio en tu disco.

Para conseguirlo usa WinDirStat (www.indirsstat.info). Se trata de un programa gratuito y multiplataforma, que analiza tu disco duro y te muestra, de forma gráfica y proporcional, el espacio que ocupa cada uno de los archivos que contiene. Así, podrás localizar fácilmente los más grandes y decidir si merece la pena conservarlos. Tras descargarlo, comienza la instalación de WinDirStat.

Durante esta instalación, pon especial atención al cuadro “Choose Components”, ya que en él debes indicar que se añada la traducción de WinDirStat al español. Para hacerlo, marca la casilla “Spanish (español/ESP)”, en la catergoría “Languajes”, y continúa la instalación con “Next”.

Obtén un gráfico de tu disco duro. Al finalizar el proceso de instalación, inicia el programa WinDirStat. Ten en cuenta que lo primero que te solicitará es que indiques el disco que quieres visualizar de forma gráfica.

Puedes optar por la opción “Todos los disco locales”, que realizará un análisis de todo el equipo; elegir “Discos Individuales”, donde deberás indicar qué disco se analizará; o escoger “Una carpeta”, si sólo quieres visualizar una carpeta, como podría ser Mis Documentos, etc.

Elige la opción que prefieras y pulsa el botón “Ok”. Acto seguido, se comenzará a analizar directamente el contenido del disco, mostrándote el tamaño proporcional que ocupa cada uno de los archivos que contiene. El resultado es un enorme mosaico multicolor con teselas de diferentes tonalidades. Cada una representa el tamaño proporcional que ocupa un archivo. Por el momento, céntrate en las más grandes. Esos archivos más voluminosos son los que debes valorar si realmente son archivos útiles, o si ni siquiera sabías que estaban ahí.

Haz click sobre uno de los más voluminosos y, en el árbol de archivos la parte superior, se mostrará su nombre y ubicación, el porcentaje de disco duro que ocupa y su tamaño. Además, en el cuadro de la derecha, obtendrás más información interesante sobre el tipo de archivo.

Si decides que ocupa demasiado espacio para el uso que le das, simplemente selecciona el fichero y haz click sobre el icono “Borrar (a la papelera de reciclaje).

 

2.- Aprende a detectar los archivos que están duplicados.

Tras obtener una perspectiva más global de lo que realmente ocupan los archivos en tu disco, puedes proceder a localizar y eliminar todos esos inexplicables ficheros duplicados que, de seguro, ocupan una gran parte del espacio disponible.

Documentos duplicados: Existen numerosas razones por las que se pueden duplicar los archivos y, sin saberlo, mantener ambas copias (o más) ocupando espacio en tu disco duro. En ocasiones, tú mismo habrás generado esos archivos de forma involuntaria pero, en otras, serán los propios programas los que se habrán encargado de las duplicidades.

Para localizar y eliminar estos archivos duplicados, usa la herramienta gratuita Duplicate File Finder (www.auslogics.com/en/software/duplicate-file-finder). Descárgala e ejecútala, poniendo especial atención para no instalar también otros programas que tal vez no te interesen. Cuando finalice el proceso, se iniciará directamente Duplicate File Finder.

Para comenzar la búsqueda de duplicados, marca, en el panel lateral de Duplicate File Finder, en el disco que se analizará. A continuación, no hagas distinciones entre qué tipo de archivos duplicados debe buscar, ya que te interesa que localice todos. Marca así la opción “Look for all file types” y pulsa el botón “Search”, para iniciar el análisis y la búsqueda de archivos en tu disco duro.

Cuando esta búsqueda finalice, se listarán todos los archivos duplicados que se han encontrado en tu sistema, agrupando en parejas o grupos los archivos redundantes.

En este listado, encontrarás toda la información sobre el tamaño, ubicación y fecha de creación o modificación. En base a esos datos, podrás elegir qué archivo conservas o borras. Si son muchos, puedes hacer una selección automática basándote, por ejemplo, en la fecha de modificación más antigua. Para ello, despliega el menú del botón “Select”, haz click sobre la opción “Select Duplicates by Modification Date” y elige “Earlist”, de este modo, acabas de indicar que se deben seleccionar las copias más antiguas.

Después, elimina ya los duplicados de cada archivo. Hazlo desde la lista del botón “Delete Selected Files” y elige si quieres enviarlos a la papelera de reciclaje, o a una zona de cuarentena o eliminarlos definitivamente.

Imágenes: Con Duplicate File Finder podías detectar archivos duplicados. Pero, ¿y si tienes dos fotos visualmente iguales, pero que realmente son dos archivos distintos? Tal vez cuando hiciste la foto te diste cuenta de que salió algo borrosa y repetiste la instántanea, pero no eliminaste el archivo y al copiarlas a tu ordenador, este se mantuvo.

El programa VisiPics (www.visipics.info/index.php?title=Downliad) analiza cada imagen y detecta similitudes entre ellas. Descárgalo e instálalo a continuación en tu equipo. Después, inicia la herramienta.

Lo primero que puedes hacer es cambiar el idioma de la interfaz. Accede al menú “Options”, haz click en “Languajes” y elige tu idioma. Con la interfaz traducida, resultará más sencillo.

Selecciona, en el cuadro de la parte superior, las carpetas donde habitualmente guardas las imágenes, y haz click sobre “Añadir carpeta seleccionada a la listar”, para analizar. A continuación, pulsa sobre el botón “Iniciar búsqueda de duplicados” y se analizarán así todas las imágenes que contengan esas carpetas, sin tener en cuenta sus nombres de archivo o fechas de creación.

Cuando termine el análisis, se mostrarán todas aquellas imágenes con más coincidencias encontradas. Estas pueden ser imágenes duplicadas, muy parecidas, miniaturas de la imagen original o la misma imagen con distinto tamaño. Sitúa el cursor sobre su miniatura, para que, de este modo, puedas ver una vista previa. También obtendrás información extra que te ayudará a determinar si conservas o eliminas la imagen.

Si optas por eliminarla, simplemente haz click sobre la miniatura de la imagen y se marcará con el indicador “Borrar”. Después, pulsa sobre el botón “Borrar”.

Canciones: Algunos programas, como iTunes, pueden generar duplicados de tu música e incluso modificar el nombre de los archivos, por lo que será imposible localizarlos con Duplicate File Finder. Tal y como sucedía con las imágenes, necesitarás de una herramienta que analice cada canción y encuentre similitudes en su contenido, sin tener en cuenta su nombre de archivo o tamaño.

Esta herramienta de análisis se llama Similarity (www.similarityapp.com). Descárgala teniendo en cuenta la versión de tu sistema operativo, ya que existe un instalador para sistemas de 32 bits y otro para sistemas de 64 bits. Tras esta sencilla comprobación, instala el programa en tu equipo e inícialo después.

En el panel lateral de Similarity, marca ahora las carpetas en las que se realizará la búsqueda de canciones duplicadas. Estas carpetas se mostrarán en el cuadro inferior. Después, despliega el menú el botón “Comenzar exploración” y haz click en “Find Duplicates” para marcarla. A continuación, pulsa sobre el botón “Comenzar exploración” y se iniciará el análisis de los archivos de las carpetas asignadas. En la barra de estado de la parte inferior de la ventana de Similarity, podrás ver el avance del análisis.

Cuando Similarity termine de analizar las carpetas seleccionadas, haz click sobre la pestaña “Results: Audio” y observa cómo se han detectado diferentes archivos que podrían ser duplicados. A estos ficheros se les asigna un número y se agrupan, indicando que todos son la misma canción, a pesar de tener diferente nombre o formato de archivo. Además, también se indican los porcentajes de similitud que existen entre todos y cada uno de ellos.

Para comprobar si, efectivamente, todas son la misma canción o no, tendrás que hacer doble click sobre alguna de ellas y se iniciará entonces un pequeño reproductor con el que podrás escucharla. Si tal y como indica Similarity son archivos duplicados, podrás ahora hacer click con el botón derecho del ratón sobre los archivos que quieras eliminar, para elegir directamente la opción “Borrar”.

Además, ten presente que, cuando únicamente quede una copia de ese archivo, este desaparecerá de la interfaz de Similarity. Eso no significa que hayas borrado por error el fichero que querías mantener, lo que quiere decir esto es que, como ese fichero ya no tiene duplicados, no se muestra en la interfaz del programa. Como ves, se trata de un programa muy sencillo de utilizar. Repite el proceso de manera periódica para eliminar de tu disco duro este tipo de archivos duplicados.

 

3.- Consigue Limpiar Windows para liberar espacio

Con el tiempo, Windows también ocupa más espacio del que debiera con archivos temporales o con actualizaciones que, tras utilizarse, no se eliminan del sistema. Limpiando estos archivos también conseguirás liberar espacio. A diario, se generan y acumulan archivos que, poco a poco, van invadiendo más y más tu disco duro. Por ello, es recomendable utilizar de forma periódica un programa que localice y elimine estos ficheros que tanto espacio ocupan.

Te recomendamos utilizar System Ninja (www.singularlabs.com/software/system-ninja). Una vez instalado, inicia System Ninja y marca, en el panel de la derecha, todos los tipos de archivos temporales que deseas detectar y eliminar. Después, pulsa el botón “Scan For Junk”, elige la unidad a analizar y pulsa en “Continue”.

Tras esto, se inicia el análisis de toda la unidad en busca de archivos basura. Cuando finalice el análisis, se listarán todos los archivos superfluos encontrados. Puedes realizar un borrado selectivo de estos archivos seleccionando los que quieras eliminar y haciendo click, con el botón derecho del ratón, para desplegar el menú contextual y elegir la opción “Delete Files”. Si, por el contrario, prefieres eliminarlos todos de un plumazo, pulsa sobre el botón “Delete Files” y todos los archivos basura se esfumarán de tu disco duro sin dejar rastro.

 

Fuente: Computer Hoy

FICOLSA ASESORES S.L. Pozo Dulce, 16. 13001 CIUDAD REAL. España.Teléfono: +34 926 25 18 28. Email:   Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.  Síguenos en Facebook  Twitter  Síguenos en Google+

 

Inicio Articulos (2) Practico Informatica Recuperar el espacio perdido en tu disco duro